¿Tienes 35? Aguas con la discriminación

¡Te invitamos a escuchar nuestros programas de radio! Cada Semana & Comentando la Nota speaker.gif
35-anos-preocupado.jpg Yo ya caigo en este post, en cuanto a la edad, por eso me veo, si no identificado, si me veo con la obligación moral de compartir estas ideas. Como estamos en un mundo globalizado, no creo que en otros países la situación aquí descrita sea muy diferente.

Conseguir empleo después de los 35 años de edad puede ser una verdadera hazaña, sobre todo si se toma en cuenta que el 80% de los profesionistas mexicanos ha sufrido algún tipo de discriminación laboral, siendo la edad la principal causa.

“De un total de 100 buscadores de empleo, cerca de 30 no cumplen con los requisitos de edad, son personas mayores de 35 años que tienen pocas o nulas probabilidades de ser contratadas”, señala en entrevista el diputado panista Francisco Javier Paredes Rodríguez.

Los principales argumentos en la oferta de trabajo para no contratar a gente en este segmento de edad es que la jubilación reducirá el tiempo efectivo laboral para el empleador, con lo que se perjudica la productividad.

El diputado presentó ante la Cámara de Diputados una iniciativa que pretende modificar la legislación para que se prohíba establecer la edad como un requisito en las ofertas de empleo.

“Esta iniciativa tiene como finalidad atender el tema de la discriminación laboral, enfocado principalmente a la edad, aunque abarca cualquier tipo de exclusión que no tenga que ver con las capacidades del solicitante”, afirmó Paredes.

Datos del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), establecen que la “reserva de jóvenes” durará hasta el 2015, por lo que la legislación debe preveer el envejecimiento de la población y garantizar la protección de los trabajadores de edad media, que serán mayoría.

¿De qué se trata?

Esta iniciativa, que pretende modificar los artículos 3 y 133 de la Ley Federal del trabajo (LFT), expresa la prohibición de toda forma de discriminación laboral, principalmente por edad, en el reclutamiento, contratación y duración de la relación laboral.

Así la edad, género, raza, credo, doctrina poítica, condición socioeconómica, discapacidad, condiciones de salud, estado de gestación, maternidad o responsabilidades familiares no podrán ser impedimento para acceder a un trabajo.

En la reforma al artículo 33, se establece que queda prohibido a los patrones: “Establecer disposiciones discriminatorias en los mecanismos de reclutamiento y contratación, así como negarse a aceptar trabajadores por alguna razón de discriminación”.

Paredes reconoció que aunque esta modificación a la LFT deberá esperar hasta que la Reforma Energética quede aprobada, el consenso entre partidos es bueno, por lo que confía en que esta iniciativa sea liberada.

“La legislación en otros países está muy avanzada, esta realidad del envejecimiento está planeada; en EU, España y Gran Bretaña consideran el tema de la discriminación laboral y tienen medidas concretas. En el proceso de reclutamiento no se discrimina a las personas por su edad, sólo valen sus aptitudes”, confirma Paredes.

La otra cara de la moneda

Y aunque algunos reclutadores consideran a la edad como un factor discriminatorio que debe eliminarse, hay quienes ven en estos casos sólo un problema de capacitación.

“Las oportunidades son para todos y el factor de la edad no representa discriminación, sino menos oportunidades para quienes no se actualizan ni capacitan”, aclara Daniel Soto, director Comercial y Representante de Monster México.

Soto considera que el desarrollo profesional es la clave para abatir la falta de oportunidades: “La gente debe hacer más de lo que actualmente está haciendo, para ello hay que conocer el entorno y no conformarse con el mercado empresarial”.

Este especialista en Recursos Humanos considera que el ser visionario debe ser parte importante de los adultos, es decir, debe proyectarse la situación de la empresa y planear anticipadamente los movimientos laborales.

“Actualmente la edad no es un impedimento, los empleadores no están siendo muy estrictos con este factor, pues en México las empresas están buscando talento”, señala.

Y aunque la edad y género todavía están en boca de muchos, para este reclutador la realidad es que la capacitación y actualización es el mejor blindaje contra la discriminación.

Para el diputado Paredes “la intención de prevenir la discriminación no pretende eliminar a un segmento de edad para darle preferencia a otro, sino impedir que se descalifique de entrada a una persona mayor que busca una plaza de trabajo”.

Lo que se debe privilegiar son los criterios de selección, las capacidades, disponibilidad y aptitudes para desarrollar el trabajo.

“Para tener una legislación laboral en México acorde a los tiempos que vivimos, se debe velar por un mejor desarrollo económico, abatir el desempleo y dar oportunidad a los mexicanos y a las empresas de tener mejores condiciones laborales en el país”, finaliza Paredes.

Mercado agotado

  • 80 % de las ofertas laborales establecen la edad como un requisito
  • 61% de los adultos mayores de 60 años no tiene acceso a los trabajos formales
  • De los 28 millones de trabajadores subordinados, 39% son menores de 24 años
  • Sólo 14% es mayor de 59 años
  • 98% de los mayores de 40 años ha sido discriminado por la edad
  • 56% de los menores de 30 también ha sido discriminado por su falta de experiencia

Nota: La anterior información es la que se tiene para el caso mexicano
Fuente: http://www.cnnexpansion.com